Recomendaciones ante el repunte de la pandemia.

Desde 2020, The Hunger Project México / El Proyecto Hambre A.C. ha compartido información de fuentes confiables y oficiales sobre lo que podemos hacer colectivamente para reducir los contagios y riesgos por COVID-19. Durante los últimos meses, hemos visto nuevamente un repunte en el número de contagios, mientras que autoridades nacionales e internacionales mantienen sus esfuerzos para enfrentar los efectos. 

La variante ómicron sigue poniendo en jaque a los sistemas de salud, aunque la mortalidad ha sido comparativamente menor que en las olas previas. Las primeras evidencias científicas han mostrado que las vacunas han jugado un papel fundamental en este proceso. 

De acuerdo con la experiencia de las olas previas, los picos de contagio en zonas urbanas tardan en llegar algunas semanas a las poblaciones rurales e indígenas. Frente a este escenario, como una organización que trabaja con comunidades indígenas y rurales en situación de alta marginación y pobreza extrema, seguiremos aplicando nuestro protocolo de seguridad y buscando reducir al máximo los riesgos de contagio, sin perder de vista que el llamado de acción en atención a poblaciones en situación de vulnerabilidad, sigue estando vigente. 

Por lo anterior, reforzaremos las medidas de prevención evitando promover reuniones presenciales, solicitando el uso de cubrebocas, el lavado de manos y uso de gel, mantenerse en casa en la medida de lo posible, entre otros. Seguiremos también promoviendo el trabajo a distancia siempre que haya las condiciones para ello, pues las brechas digitales siguen estando como los principales retos derivados de la crisis sanitaria.

Queremos aprovechar este espacio para resaltar la necesidad de compartir únicamente información de fuentes oficiales, y evitar así la promoción de noticias falsas. Los aparentes efectos menores de la variante ómicron no deben provocar que bajemos la guardia en la aplicación de medidas de prevención, ni en la aplicación de nuestros protocolos institucionales. 

¡Sigamos cuidándonos!